A principios de los ochenta, Glasgow agoniza: la que fuera una próspera ciudad minera se ve ahora azotada por las políticas de Thatcher, que empujan a las familias al desempleo y el desaliento. Agnes Bain es una mujer bellísima y sin suerte que siempre soñó con alcanzar una vida mejor: una casa bonita y una felicidad que no tuviera que pagar a plazos. Cuando su marido, un taxista expansivo y mujeriego, la abandona por otra, Agnes se ve sola a cargo de tres hijos en un barrio sumido en la miseria y la decepción, hundiéndose más y más en el pozo sin fondo de la bebida. Sus hijos harán lo posible por salvarla, pero, obligados ellos mismos a salir adelante, acabarán por rendirse uno a uno. Todos menos Shuggie, el hijo menor, el único que se niega a ceder, el que con su amor incondicional mantiene a flote a Agnes.

A Shuggie, un niño sensible, amanerado y un tanto redicho, le mortifica que los hijos de los mineros se rían de él y que los adultos lo tachen de «distinto», pero, testarudo como es, también está convencido de que si se esfuerza al máximo conseguirá ser tan «normal» como los demás chicos y logrará ayudar a su madre a escapar de este lugar sin esperanza. Ganadora del prestigioso Premio Booker, Historia de Shuggie Bain es una novela tierna y devastadora sobre la pobreza y los límites del amor, una narración que, con su compasiva mirada a la dolorosa lucha de una mujer contra la adicción, la frustración y la soledad, se erige en un emocionante homenaje a la fe inquebrantable de un hijo decidido a salvar a su madre cueste lo que cueste.

Soy preferentemente lector de las categorías, sobre las que va el blog. Pero por supuesto no me cierro a otras lecturas. Este libro me lo recomendó una buena amiga, de cuyos gustos me fio totalmente. Lee mucho y elige lo que lee. Con cuidado. El tiempo es finito, como para perderlo en libros que no te llenan. Una vez terminado, fui consciente de que hay historias que se escriben por alimentar la máquina editorial. Caso de los escritores con buenas ventas. Y hay casos que se escribe. Porque tienes una idea en la cabeza y tienes la necesidad de contarla. Puede ser un caso real, o simplemente una idea que no logras quitarte de la cabeza.

Estoy seguro, que el autor, se basa en alguna historia real, vivida u observada. Para dar forma al libro.

¿Me ha gustado?, mucho, muchísimo. Por eso lo recomiendo. Personajes que se te quedan en la memoria, situaciones muy duras, que por desgracia son reales, como la vida misma. Y un protagonista sólido donde los haya. Simpatizas con él, sigues sus desventuras y lo más importante te lo crees.

Es un canto a la superación, no cayendo en estereotipos, de tú sí que puedes. Y una mierda. Si no luchas y te sobrepones al entorno y a las cartas que el caprichoso destino te ha dado. No hay nada que hacer. Aquí al protagonista nadie le regala nada, al revés. Todo en contra. Barrio pobre, mala época, familia disfuncional, gente de su entorno que ya ha tirado la toalla y además el protagonista, no entra en los estándares del barrio.

No es una historia de superación al uso. No es un libro amable ni en las formas, ni en el fondo. Pero es una gran historia, que se merecía contar. Y que los lectores agradecemos que se haya contado.

Es el primer libro del autor. Me llamo mucho la atención, que el autor dijo. Es triste que tenga que haber escalado en la clase social. Y pasar de clase muy baja a clase media, para poder escribir sobre la clase baja. No tenemos el derecho ni de escribir nuestras propias vivencias.

Una gran historia que se merecía contar y nosotr@s , merecíamos leerla.

0 Comments

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.